Intralipoterapia

La intralipoterapia es la opción no quirúrgica en el tratamiento de la adiposidad localizada. Se trata de un tratamiento inyectable que permite determinar la lisis (rotura) gradual de las células adiposas en áreas anatómicas localizadas. Esta técnica puede ser realizada únicamente por personal médico específicamente preparado. 

Los expertos la consideran el mejor tratamiento como alternativa a la liposucción y no necesita anestesia previa, ya que es totalmente indolora.

El número de sesiones varía entre 2 y 10, según la extensión de las áreas de adiposidades localizadas, con un intervalo medio de 3 semanas entre una y otra. Se deben seguir unas directrices precisas y una posología ajustada al volumen del área corporal a tratar.

 

 

 

Adiposidades localizadas:

Con el término adiposidad localizada, en medicina y cirugía estética se indica la presencia de adiposidad excesiva no deseada en áreas corporales localizadas y que no pueden eliminarse con dieta o ejercicio físico. Se distingue de la condición de sobrepeso y de la celulitis.

La intralipoterapia está indicada para el tratamiento de adiposidades localizadas de pequeña o mediana dimensión en personas que no tienen la intención de someterse a una intervención quirúrgica de liposucción.

Las áreas corporales mayormente afectadas por estas imperfecciones son: la parte interna de los muslos, la parte interior de la rodilla, la región trocantérica (la parte externa del muslo), las caderas, el abdomen, las extremidades superiores y el doble mentón (papada).

 

Sugerencias:

Está indicada para personas de ambos sexos en buenas condiciones generales de salud.

Está contraindicada para personas alérgicas, embarazadas o en fase de lactancia o con cualquier patología. Las indicaciones específicas para el tratamiento de intralipoterapia serán definidas por el médico en el momento de la evaluación clínica.

 

Asociación con otros tratamientos:

El protocolo prevé también la posibilidad de asociar ultrasonidos externos para optimizar la velocidad en la reducción del panículo adiposo. En el periodo posterior al tratamiento es aconsejable efectuar drenaje linfático manual, presoterapia y carboxiterapia.

Se desaconseja la asociación de la intralipoterapia con plataformas vibratorias y/o radiofrecuencia.

Visítanos

Calle León y Castillo, 375

35006 - Las Palmas de Gran Canaria

Teléfono: 928 24 03 32

Email:consulta@doctordelcastillolivares.com